Skip to main content

¿Conoces los aislamientos térmicos ecológicos? Cada vez son más las personas que optan por materiales naturales para la construcción de su hogar. En este artículo vamos a aclarar bien qué son estos productos y también los diferentes tipos que puedes elegir.

Aislantes térmicos ecológicos: qué son

Los aislantes naturales o aislantes térmicos ecológicos son materiales de construcción que no emplean procesos químicos o artificiales para su conversión del producto inicial al final. Elementos como el papel o la madera son una posibilidad a la hora de construir una vivienda.

Si decides elegirlos, no solo te protegerás del frío, del calor o del sonido. También estarás contribuyendo a la protección del medioambiente. El ecologismo ha llegado al mundo de la construcción y lo mejor es que hay opciones para todas las necesidades y para los diferentes estilos de casas. ¿Quieres conocer alguna de las ventajas principales? Sigue leyendo.

Son materiales biodegradables

Su fabricación es más económica que la de otras opciones artificiales. Si vives en una zona de mucho frío en invierno, debes saber que esta clase de aislamientos cuentan con una capacidad térmica 3 veces superior a la de las opciones más tradicionales.

Gracias a la densidad con la que están fabricados, este tipo de productos o aislantes térmicos ecológicos también ofrecen un gran aislamiento acústico. Sin duda, uno de los grandes beneficios de elegir esta alternativa es que tu aislamiento te va a durar toda la vida, no tendrás que preocuparte por ellos, cuentan con una gran resistencia y durabilidad.

No solo te van a proteger del frío o del calor, también de la humedad. Así, podrás tener ambientes mucho más agradables y confortables en las distintas estancias de tu hogar.

Tipos de aislamientos ecológicos

Seguro que te preguntas qué tipos de aislantes ecológicos elegir y, sobre todo, qué características o ventajas te aporta cada uno. A continuación te vamos a presentar cuatro opciones para que puedas escoger la que mejor le va a tu proyecto y a sus necesidades.

Cáñamo

Las virutas que se realizan con el tronco del cáñamo son un buen material para aislar tu casa y cuidar del planeta al mismo tiempo. Su característica principal y por la que destaca sobre los demás es su función para transpirar. Si eliges este material, fibra de cáñamo, contarás con un aislante que te va a ayudar a regular la humedad en tu hogar. Además, absorbe muy bien el sonido gracias a su formación porosa.

Cáñamo natural

Celulosa

Otro de los aislantes térmicos ecológicos, que se realiza con restos de papel. Es decir, es un producto reciclado con el que se le da una segunda vida a un desecho, contribuyendo a la economía circular. La gran ventaja de la fibra de celulosa es que es muy ligera y, además, tiene una gran resistencia al fuego y la humedad.

Aislante de celulosa

Fibra de madera

La fibra de madera se hace con restos de material que sobran de la fabricación de diferentes productos. Con ella, se crean paneles que se colocan tanto en paredes como en suelos o techos. Eso sí, a diferencia del resto de las opciones para que funcione, se debe combinar con otros materiales como el cemento.

Steico Flex F036 Fibra de madera

Corcho natural

El corcho natural es una de las opciones más escogidas para el aislamiento natural. El corcho viene de la corteza de los alcornoques. Con este material se fabrican paneles y planchas para conseguir un revestimiento de calidad y tener el mejor aislamiento posible. Se suele usar en zonas muy húmedas gracias a su capacidad para controlar este problema como, por ejemplo, sótanos o bodegas.

Corcho Natural Standard

Como puedes ver, los aislantes térmicos ecológicos te ofrecen muchos beneficios. No lo dudes e instala en tu hogar estos materiales totalmente naturales que te van a durar toda la vida. Recuerda, planeta solo tenemos uno y hay que cuidarlo. En Albacork Distribución te ofrecemos la posibilidad de adquirir estos productos para la mejora del aislamiento de tu vivienda o local comercial.

Leave a Reply